14 sept. 2011

Abfluß mich VII (Desángrame VII): Sueños.

Recuerda.

Que no puedes conseguir todo lo que quieres, y pierdes momentos de vida a cada beso equivocado, pero no quieres aprender nada sobre la vida, porque aborrecerías su simple aliento.

No estamos aquí para ver que hay momentos en que replantearse un porqué, simplemente muerdes el cariño más sincero posible para ver cuan brillante es su sangre.

Y pasan días, acompañados de meses, y esa hemorragia que arrastra nuestro amor secreto mejor guardado, se pudre. Amores a gritos, hemorragias secretas. Si no me desangraste a tiempo, quizás es que hiciste cerrar las cortinas antes de ver cómo podía acabar tan incierta función. Te inventas un guión a destiempo, actúo sin mirar a los ojos el tiempo restante, cae la noche y seguimos buscando el sueño perfecto, un sueño que no cuente mentiras como nosotros.

Basta con creer que podemos ser algo más, para plantearnos que también podemos disfrutar tan sólo de la idea, y alejarnos del sabor agridulce de la vida, caminar sobre ríos muertos y empequeñecer grandes nostalgias de hoy, algún mañana esperanzador. Mientras creemos, amamos mentiras.


Por un beso de terciopelo cristalizado, se desangran corazones de piedra.


Deja de soñar que podemos soñar juntos, quiero tener pesadillas, con o sin ti.

Recuerda esto, y házmelo recordar.





















1 comentario:

Anairo Draculesti dijo...

Gracias por su comentario tan sincero en mi blog, milord. Me molesta más que la incomprensión la insenseridad en los sentimientos, y más si nunca se han experimentado tales sensaciones. Tienes mucha razón con respecto la esperanza: solo falta que salga un poco el sol y ya empiezan a disiparse las sombras.

En cuanto a la entrada, los textos de "Desangrame", son de los que más me gusta leer, por la melancolía y la pasión que se mezcla en ellos

Besos, monsieur.

P.D: ¿Puedo secuestrarme el botón de Alter Nation? Está oscuramente adorable *__*